Ayuntamientos bajo análisis

De acuerdo con el informe de Aregional, los municipios capitales que están en las primeras posiciones reportaron bajos y controlados niveles de deuda, con condiciones de contratación y reestructura favorables.

COACALCO.- Ayuntamientos han aplicado políticas prudentes en sus controles de gastos y su eficiencia administrativa ha sido sobresaliente, lo cual les ha dotado de suficiente flexibilidad financiera para afrontar sus obligaciones, sin incurrir en endeudamientos emergentes.

La firma Aregional, especializada en finanzas públicas, advirtió de la disparidad que persiste entre municipios en el manejo de sus finanzas.

Por ello, les recomendó esforzarse más en la recaudación de impuestos, el control de su gasto administrativo y el ahorro interno.

Para la elaboración del IVFM 2015, Aregional evaluó a 89 municipios que concentran 33% de la población.

La mayoría de estos ayuntamientos son urbanos o pertenecen a una zona metropolitana, tienen un nivel bajo de marginación y su base económica son actividades como servicios, comercio, manufactura y turismo, por lo que muchos de ellos están considerados como los principales impulsores de la economía de sus respectivos estados, explica la metodología de Aregional.

Durante el periodo de análisis, que fue de 2011 y 2013, los municipios de Coacalco, Estado de México; La Paz, Baja California Sur, y Tecate, Baja California, fueron los peor evaluados.

Aregional clasificó en el nivel medio a 36 municipios, debido a su situación contrastante en materia de ingresos, pues algunos aumentaron su recaudación, pero otros aún dependen mucho de los ingresos federales.

Pero, destacó la consultora, una característica positiva en este grupo son sus bajos o decrecientes niveles de endeudamiento. En este grupo se encuentran municipios como Acapulco, Guerrero; García, Nuevo León, y Toluca y Huixquilucan, en el Estado de México.

A la cabeza de los 22 municipios mejor calificados están San Andrés Cholula, Puebla; Celaya, Guanajuato, y Chihuahua, Chihuahua.

Estos ayuntamientos demostraron fortaleza recaudatoria, medidas para controlar sus gastos de operación, bajos niveles de endeudamiento, ahorro interno y dinamismo en su actividad económica.

San Andrés Cholula ni siquiera tiene deuda de largo plazo, mantuvo sus gastos de operación en niveles moderados y su eficiencia administrativa es sobresaliente.

Sin embargo, sí recurre a financiamiento a corto plazo, “que en estimaciones futuras vulnerarán su posición, ya que este tipo de deuda será clasificada como deuda pública cuando se apruebe la ley de disciplina financiera”.

La directora de Aregional recomendó a los municipios mejorar su recaudación y el manejo de su presupuesto, apoyados de los estados y la Federación.

La deuda de corto plazo, que tiene un tiempo de vencimiento generalmente menor de un año, es un riesgo para las finanzas de estados y municipios, afirmó la directora de la consultora Aregional, Flavia Rodríguez.

Durante la presentación del IVFM 2015, explicó que la Ley General de Deuda, reformada en 2014, obliga el seguimiento de la deuda de largo plazo, pero no tiene control sobre los créditos de corto plazo, que comúnmente se utilizan para gasto corriente y deben pagarse el mismo año en que fueron contratados.

Esta falta de control ha permitido que ocurran casos como el de Coahuila, “que con deuda de corto plazo, que no la tenía que aprobar ni el Congreso ni Hacienda ni nadie, se endeudó con 35,000 millones de pesos”, advirtió Rodríguez.

Para pagar esa deuda de corto plazo, que en su mayoría correspondía a gasto corriente, el gobierno de Coahuila recurrió al Congreso estatal para pedir una garantía en participaciones y contratar deuda a largo plazo.

Por eso, dijo Rodríguez, son necesarias reformas a la Ley General de Deuda y la aprobación de la iniciativa de ley de disciplina financiera de entidades federativas y municipios, pues así los gobiernos sólo podrán contratar deuda a corto plazo si justifican su monto y destino.

“Ya tendrían que pedirle permiso a Hacienda para ver si le dan la garantía o no”, dijo.

Estadísticas Atributos municipales

El reciente Índice de Viabilidad Financiera Municipal considera la eficiencia administrativa.

Peligro financiero

La deuda de corto plazo, que tiene un tiempo de vencimiento menor de un año, es un riesgo para las finanzas de estados y municipios, afirmó la directora de la consultora Aregional, Flavia Rodríguez.

Falta de control

Durante la presentación del IVFM 2015, explicó que la Ley General de Deuda, reformada en 2014, obliga el seguimiento de la deuda de largo plazo, pero no tiene control sobre los créditos de corto plazo, que se utilizan para gasto corriente y deben pagarse el mismo año en que fueron contratados.

Nuevas leyes

Por eso, dijo, es necesaria la aprobación de la iniciativa de ley de disciplina financiera, pues así los gobiernos podrán contratar deuda a corto plazo si justifican su monto y destino.

Compartir